Los Clásicos del Fútbol Argentino

Aunque dependerá siempre a quien se le pregunte, los clásicos del fútbol argentino son en realidad unos cuantos, porque si bien es cierto que la pasión siempre ha estado por encima de todas las cosas en lo que a la pelota se refiere, no es lo mismo un partido River vs Boca, que un River vs Estudiantes o un Boca vs Estudiantes. Por más rivalidades pasajeras que haya lo que caracteriza a un verdadero clásico es la historia.

Todos los clásicos del fútbol argentino explicados

Decimos ‘todos’ nada más como generalidad porque sabemos que incluso los clubes de barrio tienen su propio clásico y que no importa que no se jueguen en La Bombonera o el Monumental, cada juego y cada onceno de hombres en Argentina juega con la misma pasión y entrega en la cancha. Dicho esto, nos adentraremos en ‘todos’ aquellos clásicos del fútbol argentino que reciben prensa y que se han convertido en un fenómeno global.

El superclásico: River Plate vs Boca Juniors

Remontémonos al tiempo en que River Plate y Boca Juniors compartían incluso el mismo barrio, hablamos por supuesto de la Ribera de la Boca a principios del siglo XX. De acuerdo con la gran mayoría de historiadores la rivalidad entre ambos clubes surgió en un juego amistoso que tuvo lugar el 2 de agosto de 1908 en una cancha de propiedad de Boca Juniors en la dársena sur, en aquella oportunidad los locales se impusieron 2 – 1.

Los Clásicos del Fútbol Argentino

No obstante, el primer “superclásico” real de la historia se jugó 5 años más tarde, el 24 de agosto de 1913 en cancha de Racing y terminó con una victoria 2 – 1 para River Plate. Tristemente, como muchas cosas en Argentina el partido más importante de todos ha estado teñido de incidentes de violencia inexplicables que han producido no sólo la muerte de aficionados de ambos clubes, sino que la Final de la Copa Libertadores 2018 terminara jugándose en España.

Aquel partido terminaría dándole la victoria a River Plate en un resultado global de 5 – 3 y convirtiéndolo en el mejor equipo de América de la temporada. No obstante, las estadísticas están a favor de los Xeneizes que en su lucha con los millonarios ganaron 130 partidos, empataron 112 y perdieron 115.

Los vecinos que no se quisieron nunca: Atlanta vs Chacarita Juniors

Para los pocos entendidos en historia del fútbol argentino, Atlanta y Chacarita son dos clubes que poco tienen que ver. Sin embargo, si nos remontamos a los orígenes de cada club, veremos como a principios de siglo la dirección de las canchas de ambas instituciones estaban apenas a una calle de distancia en el barrio de Villa Crespo. Hablamos de Humboldt 470 para el Atlanta y de Humboldt 345 para el Chacarita Juniors.

No obstante, en 1945 “los funebreros” se mudarían al partido de San Martín en Provincia de Buenos Aires, lo que no hizo nada diferente a avivar rivalidades cuando “los bohemios” incorporaron los terrenos que originalmente pertenecían a Chacarita Juniors dentro de su patrimonio. Actualmente es raro ver un partido entre ambos equipos debido a que juegan en categorías distintas del fútbol profesional argentino, pero las cifras están del lado del Chacarita.

Otra vecindad porteña fallida: Argentinos Juniors vs All Boys

Más allá de los episodios de violencia entre los vecinos de Floresta y La Paternal, la razón real por la cual tiene tanta significación este entre los clásicos del fútbol argentino es porque ‘el bicho’ es ni más ni menos que el club en el que empezó sus días Diego Armando Maradona y si bien es cierto que no hay nada que divida más a los argentinos que el club que llevan en su corazón, no hay nada que los hermane más que su amor por ‘el Diego’. Ahora bien, este clásico es de los pocos en los que se tiene registro no sólo en primera división, sino sobre todo en segunda, donde ambos equipos han pasado buena parte de su historia.

La distancia entre los estadios de ambas instituciones es de apenas 20 calles siguiendo la Avenida Alvarez Jonte, lo que suele suponer un corte vehicular cuando hay juegos entre ambos equipos. De los 81 clásicos disputados entre ambos equipos, Argentinos Juniors ganó 43, empató 24 y fue derrotado por All Boys en 14 oportunidades.

Juntos pero no revueltos: Racing de Avellaneda vs Independiente

La distancia entre las canchas de ambos equipos es de apenas 400 metros y por obvias razones la rivalidad como en los casos anteriores surge de una vecindad mal llevada. Racing e Independiente son clubes surgidos en la zona sur del Gran Buenos Aires, específicamente en el partido de Avellaneda y su rivalidad es incluso más antigua que la de River Plate y Boca Júniors. Lo interesante de este clásico en el contexto de la historia del fútbol argentino, es que ambos equipos han tenido periodos de prevalencia.

Así pues, mientras entre 1931 y 1973 Racing de Avellaneda fue siempre el club más poderoso y marcó una clara supremacía sobre su vecino, a partir de entonces, Independiente dio vuelta a las cosas y puso las estadísticas en favor suyo. Los altibajos de ambos equipos los han llevado a jugar clásicos no sólo en primera división, sino también en segunda.

Una rivalidad que se hizo desigual con las décadas: San Lorenzo de Almagro vs Huracán

Entre los datos curiosos que enarbolan este clásico del fútbol argentino está la cuestión de que ambos clubes fueron fundados el mismo año. San Lorenzo nació como institución en abril de 1908 y Huracán en noviembre. De acuerdo con sus propias hinchadas se trata del clásico barrial de mayor jerarquía de la Argentina, aunque la cuestión es dudosa en sí misma si tenemos que ver exactamente dónde queda la cancha de uno y otro club. De hecho, la ubicación de la cancha de San Lorenzo es un tema sensible para su hinchada.

El primer partido entre ambos equipos se jugó en cancha del Club Ferrocarril del Oeste el 24 de octubre de 1915 y terminaría con una victoria para San Lorenzo 3 – 1. Hasta el momento, de los partidos disputados San Lorenzo se ha impuesto en 87 juegos, ha empatado 51 y ha sido derrotado en 51. No obstante, la historia le ha dado 10 campeonatos al club de Almagro, mientras Huracán tiene nada más 1.

El clásico de la ciudad de La Plata: Estudiantes de La Plata vs Gimnasia y Esgrima

Pareciera ser que el fútbol como el país está estrictamente centralizado en Capital Federal, por eso hemos decidido ir algunos kilómetros al sur y remarcar el clásico de la capital de la Provincia de Buenos Aires, hablamos de un clásico que se remonta a la era amateur del fútbol argentino y que nos lleva directamente al 27 de agosto de 1916, fecha en la que Gimnasia y Esgrima se impuso 1 – 0. Tendrían que pasar casi dos décadas para que ambos equipos se enfrentaran de nuevo en la era profesional el 14 de junio de 1931 en un juego que terminará empatado 1 – 1.

Hay que acotar que La Plata es una de las pocas ciudades de la Argentina donde el clásico local es incluso más importante que el superclásico, razón por la que este partido literalmente paraliza todo cuando tiene lugar. Ahora bien, si tuviéramos que marcar un momento de quiebre en los duelos platenses, este probablemente sería el juego por la onceava fecha del Torneo Apertura de 2006, jugado el 15 de octubre y en el que Estudiantes de La Plata goleó por 7 – 0 a Gimnasia y Esgrima, es una herida de la que aún no se recupera la afición.

Rivalidades entre ingleses y criollos: Quilmes vs Argentino de Quilmes

La transición entre el siglo XIX y el siglo XX en Argentina implicó la construcción de ferrocarriles a lo largo de todo el país. Para dicha obra muchísimos trabajadores ingleses migraron al país trayendo consigo sus propias tradiciones y allí nació el Quilmes Athletic Club, un equipo de fútbol que sin embargo, segregaría a gran parte de los futbolistas de origen criollo, dando origen a la rivalidad más antigua del fútbol nacional, hablamos de la rivalidad entre el Quilmes Athletic Club y el Argentino de Quilmes.

Hoy en día el único escenario en el que suelen encontrarse ambos clubes es en la Copa Ciudad de Quilmes, dado que el Quimes está en la segunda división y el Argentino de Quilmes en cuarta. La razón por la cual a este partido se le conoce como el más antiguo de los clásicos del fútbol argentino es porque el primer partido entre los dos equipos se jugó en diciembre de 1899, apenas unos días después de la fundación del club Argentino de Quilmes.